Todo lo que debes saber sobre la nueva normativa del patinete eléctrico

¿SABÍAS QUE?

20 ENE, 2021

¿Quién se lo iba a decir al patinete? Lo que empezó como un juguete para niños se ha convertido, dotándolo de un motor eléctrico, en una alternativa sostenible de transporte. Pero, pese a haberse popularizado durante el segundo milenio, la primera patente de un patinete eléctrico funcional se remonta al siglo XIX. Sorprendente pero cierto.

Un adelanto a su tiempo que ahora gusta por igual a jóvenes y adultos y llena las calles de las grandes ciudades. Tanto es así que se ha posicionado como uno de los regalos navideños más buscados. Ya no solo se percibe como un divertimento, sino que cada vez son más las personas que ven en este artilugio una manera práctica, económica y sostenible de desplazarse. Resulta perfecto para distancias cortas y contribuye a la mejora del medio ambiente, evitando las emisiones de CO2.

Es justo este nuevo escenario, en el que el patinete eléctrico forma parte del ecosistema urbano, el que ha motivado su regulación. Su incremento exponencial en España –acelerado por la llegada de un buen número de fabricantes a nuestro país, la preocupación por el planeta y la pandemia del coronavirus– ha puesto en evidencia la necesidad de una normativa que legisle su uso.

Mediante un Real Decreto, la DGT ha modificado el Reglamento General de Circulación para que, a partir de enero de 2021, los patinetes eléctricos pasen a considerarse vehículos de movilidad personal (VMP) y, como tales, tengan que adecuarse al marco circulatorio definido para esta categoría. Estas son las diez reglas de oro que más vale tener presentes:

1) El patinete eléctrico no podrá circular por las aceras, zonas peatonales, vías interurbanas, travesías, túneles y autopistas y autovías que comuniquen poblaciones. En términos generales, deberá transitar por el carril bici. De lo contario, las multas van de los 200 euros en adelante.

2) Su velocidad ha de oscilar entre los 6 y 25 kilómetros por hora. En caso de superarla, la sanción alcanza los 500 euros y la inmovilización del vehículo. Además, los conductores tendrán que presentar la ficha técnica del patinete con el marcado CE, confirmando que cumple las normas con las especificaciones convenientes del fabricante.

3) Está prohibido conducir bajo los efectos del alcohol u otras sustancias. Sobrepasar las tasas preestablecidas será penalizado con la misma cuantía económica que si se condujera otro vehículo (de 500 a 1.000 euros en función del exceso) y este quedará inmovilizado. Negarse a la prueba supondría una denuncia como infracción administrativa.

4) Será necesario contar con un certificado de circulación, aunque no está claro aún quién lo emitirá ni las particularidades del mismo, sobre todo lo referente a la edad mínima para conducir el patinete eléctrico. Esta medida está pendiente de publicación y quedará regulada en el BOE.

5) Para equiparlo de un asiento o sillín deberá estar dotado de un sistema de autoequilibrado. No respetar este precepto también será motivo de sanción.

6) Se prohíbe conducirlo empleando el teléfono móvil o cualquier otro sistema de comunicación, así como la utilización de auriculares o transportar a una persona en un patinete uniplaza. Saltarse los dos primeros supuestos implica correctivos de 200 euros y el tercero de 100.

7) Aunque ir protegidos ante cualquier caída es altamente recomendable, por el momento el uso de casco y otros elementos quedará regido por la Ordenanza Municipal. Si esta refleja su obligatoriedad, entonces su incumplimiento se multará con 200 euros y la paralización del transporte. Lo mismo sucede con la regulación de las paradas y estacionamientos. Desde la DGT recomiendan reservar la acera al peatón, pero la decisión está en manos municipales.

8) Se considerará conducción negligente, y por ende punible, el manejo nocturno de patinetes eléctricos sin alumbrado ni prendas reflectantes, al no garantizar ver y ser visto por el resto de conductores y viandantes. La sanción será de 200 euros.

9) Si la infracción la comete menores de 18 años, los padres o tutores legales deberán responder en su lugar.

10) Por último, es aconsejable contratar un seguro de patinete eléctrico como el de AXA con las mejores coberturas, sobre todo ahora que el escenario se dibuja más estricto. De hecho, en algunos lugares de España, como Benidorm y Alicante, ya es obligatorio.

Para estar al día sobre este tipo de consejos sigue nuesta Página de Facebook o nuestra cuenta en Twitter @AXASegurosES


Cómo conducir con condiciones meteorológicas adversas

MIS VEHÍCULOS

14 ENE, 2021

Ahora que el frío y el mal tiempo propios del invierno se han instalado en la península, repasamos las recomendaciones para una buena conducción en condiciones climáticas adversas.

Lo primero es tener claro que la conducción, lejos de ser una actividad estática, requiere de una capacidad de adaptación constante, más todavía si intervienen factores que dificultan la circulación como pueden ser el viento, la lluvia, la nieve o el hielo (entre otros). Por ello, el primer consejo pasa siempre por poner a punto nuestro vehículo de cara al invierno. Neumáticos, frenos, amortiguadores, batería, limpiadores, bujías, etc., han de ser revisados. Si bien hay circunstancias que escapan a nuestro control, como es el caso de las inclemencias meteorológicas anteriormente mencionadas, esta no es una de ellas. Así que el propósito no es otro que el de asegurar el buen estado del automóvil. Ya lo dice el refranero popular: “Mejor prevenir que curar”.

Disponer del ambiente idóneo dentro del vehículo es otro punto indispensable. Con esto nos referimos a una correcta climatización y alumbrado para que la persona que vaya al volante se sienta cómoda, evite cualquier distracción y pueda focalizar toda su atención en la carretera. Aunque pueda parecer una obviedad, no lo es. Conducir en invierno, cuando el contexto se recrudece y la visibilidad disminuye, requiere de este acondicionamiento previo. Las horas de luz se reducen, el contraste de temperatura puede empañar los cristales y fenómenos como la niebla son comunes. De ahí que sea tan importante tomarse el tiempo necesario para crear el entorno de conducción perfecto antes de iniciar el desplazamiento.

Para conducir con nieve, lluvia u otra circunstancia desfavorable, conviene poner en práctica cuatro consejos para evitar accidentes de tráfico: 1) aumentar la distancia de seguridad entre vehículos, 2) reducir la velocidad y circular con marchas largas, 3) incrementar el número de paradas para descansar y 4) extremar el cuidado a la hora de realizar adelantamientos u otras maniobras. Además, claro, de llevar el depósito lleno y cadenas por si fueran necesarias, apostar por neumáticos de invierno con una mayor adherencia al asfalto frío y evitar las frenadas bruscas.

En caso de ir en moto, la equipación de invierno cobra especial protagonismo. Hay que optar por una indumentaria que proteja de la severidad climática al tiempo que permita la movilidad. La ropa térmica transpirable es la gran aliada para preservar la temperatura del cuerpo. Según los grados que haga fuera y el trayecto previsto, conviene invertir también en las siguientes prendas: un forro polar, una chaqueta con protección especial para motoristas que cubra la zona lumbar, unos guantes que favorezcan el agarre e incluso, unas botas aislantes. ¿El objetivo? Mantener estable la temperatura de las extremidades sin descuidar el mantenimiento de la sensibilidad en los mandos.

Por supuesto, consultar previamente las condiciones meteorológicas y la ruta a recorrer es clave. La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) y la Dirección General de Tráfico (DGT) son las dos fuentes de información solvente y fiable que se han de tener siempre presentes, especialmente antes de emprender un viaje de larga distancia o un itinerario difícil.

Otra manera de ganar en tranquilidad y seguridad es contratar un seguro de auto −para coche o moto− con las mejores coberturas, como los que ofrece AXA.

Para estar al día sobre este tipo de consejos sigue nuesta Página de Facebook o nuestra cuenta en Twitter @AXASegurosES


¿Se está produciendo un auge de las reformas en la nueva normalidad?

MI HOGAR

28 DIC, 2020

La aparición de la pandemia ha modificado la vida tal y como la conocíamos. El teletrabajo se ha democratizado, la preocupación por los productos relacionados con la salud y la sostenibilidad se ha disparado, así como las compras online, y la mayoría de negocios ha tenido que adaptarse para capear el impacto del coronavirus. Desde el turismo a la restauración, pasando por la cultura, todos los sectores se han reinventado de una manera u otra para adecuarse a la nueva normalidad. Otros menos visibilizados, como el de la construcción y las reformas, también se ha transformado con motivo del confinamiento.

Pasar más tiempo en nuestro hogar ha puesto de manifiesto problemáticas como la falta de espacio, la necesidad de llevar a cabo arreglos atrasados e incluso el deseo de cambiar de casa. Un contexto que ha propiciado el auge de las reformas en las viviendas de particulares. La gente ha tomado mayor conciencia del lugar en el que vive y eso se ha traducido en nuevas demandas. Disponer de un rincón donde desconectar, como una terraza o una zona para hacer deporte, es una de ellas. También sustituir el concepto americano de espacio abierto que tan popular se hizo en España por estancias independizadas para compartimentar, por ejemplo, lo profesional y lo personal. Es decir, definir muy bien cada área y su funcionalidad, tal y como recomiendan los psicólogos.

Una buena iluminación, techos altos que den sensación de amplitud, mobiliario confortable o un recibidor que incluya lo necesario para ser un lugar de tránsito seguro −como un zapatero donde dejar el calzado nada más entrar en casa o un rincón especialmente concebido para dejar las llaves, el correo y tener a mano un dispensador con gel desinfectante−son otras peticiones cada vez más extendidas. El ritmo acelerado que rige la sociedad y la incertidumbre propia del momento actual hacen del hogar el mejor refugio para encontrar la tranquilidad. Por esa razón, son tan relevantes estos tres consejos de cara a hacer reformas en casa.

1) Dar a cada reforma su momento

Hay que priorizar las reformas en función de su envergadura. La aceptación del teletrabajo ha creado una nueva necesidad: disponer de un espacio tranquilo, con la iluminación y el mobiliario adecuados, para desempeñar las labores profesionales desde casa. Son muchas las horas que dedicamos al trabajo, de ahí que médicos y psicólogos insistan en la importancia de tener un lugar reservado a la jornada laboral y dotado de los recursos necesarios. Es una cuestión de salud física y mental que pasa por no forzar la vista, mantener una buena postura, evitar los problemas de espalda o establecer límites (entre otros beneficios).

A la hora de abordar este espacio no hay que olvidar incluir los enchufes suficientes, aprovechar al máximo la luz natural, contar con utensilios de almacenaje para mantener el orden (el caos nunca ha sido un buen compañero de trabajo) y optar por muebles a medida que permitan usar hasta el último metro cuadrado y garantizar la comodidad. Implementar la psicología del color en este entorno también es un acierto, apostando por colores claros (véanse el blanco o las distintas tonalidades de la madera) que mejoren la capacidad de concentración. Tampoco está de más incluir plantas, ya que actúan como un aromatizante natural, mejoran el estado anímico y ayudan a respirar mejor.

Otro lugar que ha cobrado especial interés durante la cuarentena es la llamada “zona de descanso”, ese rincón del domicilio donde se hace vida y que, normalmente, suele coincidir con el salón. Aquí se come, se ven series y películas, se organizan reuniones tanto físicas como virtuales, se practica deporte o se da rienda suelta a algún pasatiempo. Es la perfecta antesala del dormitorio, que debe quedar reservado a conciliar el sueño. Por esa razón la “zona de descanso” ha de ser amplia y si tiene acceso a un exterior (balcón, terraza o jardín), mucho mejor.

2) Incorporar sistemas de domótica

Estar más tiempo en casa es sinónimo de pagar más en las facturas del agua, la electricidad y la calefacción. Esto es lo que ha motivado a muchas personas a invertir en domótica (sistemas capaces de automatizar una vivienda, aportando servicios de gestión energética, seguridad o bienestar) con el propósito de hacer de su morada un lugar más sostenible. Para ahorrar más y consumir menos.

La domótica se traduce en cantidad de avances tecnológicos. De un sistema de climatización que regula la temperatura media a una alarma que, automáticamente, se activa cuando no hay nadie en casa, detecta la presencia de un intruso e incluso avisa a la policía. Pero también la apertura y cierre de puertas y ventanas, el encendido y apagado de las luces, o el control de los electrodomésticos.

3) Contar con un buen seguro de hogar

Ahora más que nunca hay que preservar el hogar como refugio, por eso contar con un buen seguro es un básico. El seguro de Hogar Flexible de AXA permite decantarse por el que más se adapte a tus necesidades, bien sea proteger tu vivienda habitual, una segunda residencia o un régimen de alquiler.

Para estar al día sobre este tipo de consejos sigue nuesta Página de Facebook o nuestra cuenta en Twitter @AXASegurosES


El 73% de las mujeres españolas han priorizado la salud de sus familiares a la propia durante la pandemia

ACTUALIDAD AXA

21 DIC, 2020

Los efectos de la pandemia sobre la salud de las mujeres van más allá de la propia enfermedad generada por el virus SARS-CoV-2, según se desprende del estudio “Hidding costs” que hemos realizado en el Grupo AXA en cinco países europeos (Francia, Italia, Alemania, Reino Unido y España), a través de 5.000 encuestas. En España, el 73% de las mujeres manifestaban haber priorizado la salud de su familia por encima de la suya e incluso un 60% decía que su principal temor al enfermar es no poder atender a los suyos.

“Las mujeres en España han empeorado su estado de salud durante la pandemia más allá de la propia enfermedad del SARS, con tasas elevadas de ansiedad, pérdida de energía o decaimiento, por encima de otros países europeos”, ha afirmado Nuria Fernández París, directora de Oferta Clientes Particulares de AXA España. “Es importante destacar que hay que mantener atención a la prevención de enfermedades y las revisiones médicas ordinarias”, añadía.

Según los datos del estudio el porcentaje de mujeres que dicen gozar de buena salud ha bajado en España 9 puntos porcentuales durante la pandemia situándose en el 68% frente al 71% de Italia o el 60% de Francia y Alemania.

Además, se ha analizado cómo están afrontando las mujeres europeas la emergencia sanitaria y, en la mayor parte de los casos, dicen ser ellas las que ejercen de “coordinador de la salud familiar” priorizando, asimismo, la salud de los demás frente a la propia (el 73% en el caso español frente al 58% de Francia o el 66% de Reino Unido).

De hecho, el 79% de las mujeres dicen que han cuidado más que nunca a sus familiares, un 54% reconoce que se ha ocupado de su propio bienestar y sólo el 30% mantuvo su agenda de revisiones periódicas para prevenir enfermedades.

Al ser preguntadas por los problemas de salud que han tenido que afrontar durante la pandemia, un 66% de mujeres dijeron que habían sentido preocupación, ansiedad y desánimo, con uno de los mayores porcentajes de la muestra. Además, la mitad reconoció problemas para dormir, un 42% sobrepeso y un 52% afirmó sentirse deprimida.

Más vulnerables

Hemos preguntado, además, los sentimientos de vulnerabilidad de las mujeres de los cinco países con resultados que sitúan a las mujeres españolas como las que temen una mayor vulnerabilidad. En este sentido, más del 60% temen enfermar y no poder cuidar a sus familiares o caer enferma y no tener los tratamientos adecuados por la situación actual.

Para Nuria Fernández París, directora de Oferta Clientes Particulares de AXA España “aún en momentos de dificultad, es importante mantener la atención para prevenir enfermedades y como en los aviones, cuidar de uno mismo, antes de poder ayudar a otros, realizando las revisiones médicas ordinarias”.

Para estar al día sobre este tipo de consejos sigue nuesta Página de Facebook o nuestra cuenta en Twitter @AXASegurosES


Navidad y Covid: cómo serán las reuniones familiares en las Navidades más atípicas

¿SABÍAS QUE?

09 DIC, 2020

¿Cómo serán las Navidades de este aciago 2020? Esta pregunta, que tuvo también su célebre predecesora en "¿cómo será el verano de 2020?", lleva semanas rondando millones de cabezas, no solo en España. La pandemia provocada por la Covid ha colocado la incertidumbre como sentimiento protagonista de este año y por muy señaladas que sean estas fechas, la inquietud sigue reinando a sus anchas.

Una de las primeras preguntas es si podremos reunirnos con nuestros familiares y, tras el acuerdo del Gobierno y las comunidades autónomas, se ha concretado que las restricciones se relajarán en las fechas más señaladas, esto es, Nochebuena, Navidad, Nochevieja y Año nuevo. Esos días están permitidas las reuniones de 10 personas –niños incluidos-. El resto de días de las Navidades, las restricciones en cuanto a número de personas que puedan reunirse serán las vigentes en cada comunidad.

El de los viajes es el segundo de los grandes dilemas que nos ofrece esta atípica Navidad en pandemia porque, si bien la recomendación del Gobierno es que no se viaje y nos quedemos en casa -y por ello se han puesto en marcha los cierres perimetrales de todas las comunidades y la prohibición de viajar entre el 23 de diciembre y el 6 de enero-, lo cierto es que existe una excepción importante a este punto. Y es que los viajes entre comunidades están permitidos si vamos a encontrarnos con familiares y allegados. Además, las comunidades insulares –Baleares y Canarias- quedan fuera de esta normativa. Eso sí, para minimizar dentro de lo posible los riesgos, los expertos recomiendan el autoaislamiento al menos durante la semana anterior y, por supuesto, en el caso de síntomas, no reunirnos con nadie ni viajar.

Y cerrando la tríada de grandes medidas, está el toque de queda que se va a mantener también en los días de Nochebuena y Nochevieja para evitar las fiestas posteriores. Eso sí, se ampliará un poco para dar tiempo a las familias a regresar a casa tras la cena, por lo que se quedará, para esas dos fechas señaladas, entre la 01.30 y las 06.00. Eso sí, esa ampliación está pensado para dar tiempo a que se vuelva a casa y eso es lo que se permitirá, no permanecer en la calle para ir a otras reuniones o celebraciones.

Eso son, a grandes rasgos, los escenarios que se plantean, aunque aún persisten algunas dudas en torno a otros eventos, como las cabalgatas de Reyes. Hay ciudades como Sevilla, San Sebastián o Zaragoza que han optado por cancelar sus cabalgatas de Reyes Magos, mientras otras como Vigo apuesta por un formato de cabalgata “estática”. Barcelona no tendrá cabalgata pero sí retransmitirá en los canales autonómicos la tradicional llegada de sus majestades.

Igualmente, las ceremonias religiosas, como la misa del gallo, podrá realizar –siempre que su horario no interfiera con el toque de queda- pero, eso sí, cumpliendo con los aforos permitidos en cada momento. Además, en su borrador el Gobierno recomienda no cantar y usar música pregrabada, ya que al cantar o gritar se emiten hasta tres veces más gotículas que hablando en un tono normal, y estas llegan más lejos.

Y por último, pero no menos importante, debemos tener siempre presentes las llamadas ‘6M’: Mascarilla (llevarla todo el tiempo posible); Manos (lavarlas de manera frecuente); Metros (mantenimiento de la distancia física); Maximizar ventilación y aire libre; Minimizar número de contactos (y preferiblemente cambiarlos lo menos posible) y Me quedo en casa si tengo síntomas. Todo por intentar que todos superemos sanos estas Navidades.

Para estar al día sobre este tipo de consejos sigue nuesta Página de Facebook o nuestra cuenta en Twitter @AXASegurosES